La Crisis en las relaciones personales

El viejo mundo se está desmoronando, literalmente. La política, la economía mundial, los desequilibrios en la naturaleza y la profunda insatisfacción de la gente muestran con claridad que el antiguo paradigma ya no es válido. Y así es como tiene que ser…

En esta nueva era que ya comienza, todo aquello que no esté basado en el Amor, la unidad, la colaboración y el respeto por la vida tendrá que partir, pues sólo así podremos crear entre todos un mundo nuevo.

Para la mayoría de las personas el reto en estos tiempos reside en el aspecto económico. Pérdida de empleos, insatisfacción en un trabajo que no ofrece realización personal, inestabilidad e incertidumbre, y una imperiosa necesidad de hacer cambios, si bien el miedo puede paralizarnos y entonces no nos atrevemos a realizarlos.

Para sortear estos retos es fundamental estudiar y poner en práctica las leyes de la prosperidad. Afortunadamente hay disponible mucha información acerca de cómo crear la realidad con consciencia.

También es importante recordar que la vida es cambio, y que si no hacemos los cambios que nuestra alma nos pide, podemos caer enfermos, o llevar una vida que no es la que queremos y merecemos.

Pero para muchas otras personas los desafíos ocurren en sus relaciones personales. Expectativas que no se cumplen, acuerdos que ya no son válidos, luchas de poder, desacuerdos, conflictos y separaciones, y una imperiosa necesidad de hacernos valer, de hacer cambios, y de recuperar la libertad interior.

Es en el área de las relaciones donde podemos ver claramente en qué aspectos no nos amamos a nosotros mismos, pues el otro es apenas un espejo. Podemos luchar y crear conflictos con el espejo, o podemos, con Amor y consciencia, darnos cuenta de qué modo no nos estamos dando aquello que acabamos exigiendo en el otro.

Los demás no pueden darnos aquello que no nos damos a nosotros mismos. No podemos exigir respeto si no nos respetamos. No podemos demandar cuidado y atención, si no nos dedicamos a cuidarnos y darnos aquello que necesitamos para sentirnos plenos.

El reto para todos en estos tiempos es ser y vibrar Amor, a cada momento. Y hasta que no lo aprendamos y vivamos a diario, pasaremos por profundas crisis, para de algún modo despertar al Amor que ya somos, y que ya llevamos dentro.

.

PD: No crean todo lo que leen, busquen en sus corazones el indicio y la vibración que les confirme la verdad y el sentido de las afirmaciones que aquí y en otros lados se realizan! Recuerden que dentro de uds. está toda la sabiduría necesaria!


Fuente: “El blog de Enriqueta Olivari”. Se pueden reproducir los contenidos, pero citando a la autora y el sitio: http://www.sanatualma.com/



About Pedro

En la busqueda de mi mismo...
This entry was posted in Espiritualidad and tagged , , . Bookmark the permalink.

Comments are closed.