Crear espiritualidad…

Gracias Juan Angel Moliterni!!!

Esta mañana, me desperté pensando en esto. Con cuantas personas hemos compartido y convivido y ni siquiera hoy nos preguntamos como está, necesitará algo.

Cuantas personas nos han enseñado, o han estado junto a nosotr@s en épocas de vacas gordas. El camino sigue y la vida fluye y sigue su curso. Lo importante es reflexionar y no hacer lo mismo con las personas que se acercan a ti, a partir de ahora.

A mis amados pollitos del Camino, los Abrazo con todo mi Amor. Con algunos sigo el contacto y el servicio a pesar del tiempo, y eso me reconforta el Corazón.

La vida me ha regalado Hermanas / Hermanos del Camino que siempre están al pie del cañón cuando los necesito, ese es el verdadero Hermano, Gracias a la Vida que me ha dado Tanto.

Gracias a la Vida que me ha mostrado la Verdad, los velos han caído ya!

CREAR ESPIRITUALIDAD

Abriendo la puerta de los milagros – 29 de marzo de 2012 – por Karen Berg

Hay una historia sobre un gran Kabbalista llamado Rav Akivá que se reunía todos los días con sus estudiantes para enseñarles. En una ocasión sin embargo, uno de sus estudiantes no se presentó, así que más tarde esa noche Rav Akivá fue a la casa del estudiante donde encontró al joven solo y muy enfermo.

Rav Akivá cuidó del estudiante dándole comida y medicina y ocupándose de la casa. Eventualmente el joven se recuperó, pero lo que más entristeció al gran Kabbalista es que ninguno de los otros estudiantes ni siquiera se dieron cuenta del que faltó. “¿Cómo es esto posible?”, se preguntó Rav Akivá, “con todos estos grandes sabios, y nadie vio el sufrimiento de alguien que estudió con ellos todos los días”.

Esta historia contiene una lección poderosa. El atributo espiritual más importante que tenemos es nuestra humildad, es decir nuestra habilidad de abrir nuestros ojos y ver a las personas alrededor nuestro. Esta habilidad es lo que separa nuestro verdadero trabajo espiritual de lo que pareciera ser trabajo espiritual.

Hay muchos de nosotros que disfrutamos aprender de un libro, de aprender con otra gente, ser parte de un establecimiento religioso o espiritual. Pero de todas estas personas, ¿cuántos de nosotros estamos realmente dispuestos a hacer el trabajo que requiere salirnos de nosotros mismos para estar allí por otros, especialmente cuando hacerlo es incómodo?

Esta semana recordemos que la espiritualidad no es algo que simplemente nos pasa, es algo que creamos. Es como estar en una piscina y empujas el agua hacia afuera. La cantidad de agua que empujas es la cantidad de agua que se te regresa. Es lo mismo en el sistema de vida. El esfuerzo y la energía que usamos en nuestras vidas, y la extensión hacia las vidas de lo que están alrededor nuestro, es la energía que vamos a recibir de regreso.

Si te gustó por favor compártelo con un amigo.

Edición y Difusión: http://www.escuelaclaridad.com.ar/

.

PD: No crean todo lo que leen, busquen en sus corazones el indicio y la vibración que les confirme la verdad y el sentido de las afirmaciones que aquí y en otros lados se realizan! Recuerden que dentro de uds. está toda la sabiduría necesaria!

About Pedro

En la busqueda de mi mismo...
This entry was posted in Espiritualidad, Libros, Mensajes y Reflexiones and tagged , . Bookmark the permalink.

Comments are closed.