Metafísica – Devas y Elementales

Los Devas son Seres Celestiales, de Luz. Se encargan de la creación y cuidado de la naturaleza.

Bajo su poder se crean montañas, selvas, lagos y otras maravillas naturales. Esta labor no la realizan solos, sino con la ayuda de los elementales, que los asisten armoniosamente en el cuidado de los cuatro elementos de la naturaleza (Fuego, Aire, Tierra y Agua).

Los seres Elementales son como los obreros de la Madre Naturaleza, servidores amorosos y muy fieles que trabajan en los cuatro elementos existentes:

Agua: Ondinas
Aire: Silfos
Fuego: Salamandras
Tierra: Gnomos y Hadas

Siguen las instrucciones y sugerencias de sus Directores, seres altamente evolucionados, que son en realidad dos Rayos Gemelos para cada elemento; a saber: los amados Helios y Vesta sirven para el Elemento Fuego, Thor y Aries en el Aire, Neptuno y Lunara en el Agua, y finalmente, Pelleur y Virgo para el elemento Tierra.

Los Elementales también son ayudados por los Hermanos Mayores del espacio, seres del Reino Angélico así como por los Maestros Ascendidos que los orientan y asisten en los servicios que deben cumplir.

Viven en la Cuarta Dimensión de Conciencia y pertenecen a la Evolución Dévica, cuyos máximos representantes son los gloriosos Elohims (los grandes constructores de Universos).Son también conocidos como espíritus de la naturaleza.

En la actualidad debido a la destrucción masiva de ecosistemas y a la contaminación estos seres sufren pero a pesar de eso siguen cumpliendo con su labor.

Estos seres pueden ser invocados para ayudarnos, por ejemplo si en nuestro hogar hay una planta que no crece o está marchitándose podemos invocar a los elementales de la tierra para ayudarla.
En el nombre de mi Presencia de Dios que YO SOY y de mi santo ser Crístico en mi, yo invoco al elemental que cuida de esta planta y le digo: amado elemental te pido que hagas progresar a esta planta a quien amo como tu. Te envío Amor Divino para ti y para ella. (Visualiza la planta envuelta en una bola Rosa).

Sostén la visualización unos 15 segundos o más si quieres, y realízala durante una semana cuando despunta el sol. Verás los resultados por ti mismo. ¨Dios te va ha mostrar su poder¨.

El Bien y el Mal en los Seres Elementales de la naturaleza

Los seres elementales no entienden las categorías del bien y del mal como los seres humanos. Esas categorías no tienen sentido en este contexto. Los seres de la decadencia, por ejemplo, son necesarios. La descomposición de un cadáver animal en la naturaleza seguramente no es un lindo espectáculo para el ser humano, pero es una necesidad. Los espíritus naturales no diferencian entre el bien y el mal en el sentido que lo hacemos nosotros. En realidad ellos diferencian seis categorías:
seres dedicados al ser humano con la intención de ayudarlo;
seres dedicados al ser humano con la intención de dañarlo;
seres dedicados a la generación de lo nuevo;
seres dedicados a la desaparición de lo existente;
seres dedicados a proteger;
seres dedicados a destruir.
La “magia negra” no es otra cosa que la manipulación de estos seres para hacer daño a alguien.

El Elemental del Cuerpo

Siempre contamos con la ayuda de Seres Celestiales durante nuestra evolución, al igual que tenemos la compañía de un Amigo “interno” que trabaja en silencio para que mantengamos nuestra salud, este amigo está constituido por un conjunto de energía en movimiento, y a menudo es ignorado, otras veces agredido y esperamos que al hacérselo conocer puedas recibir el agradecimiento y colaboración en las funciones que realiza.

Este elemental comienza su trabajo en el mismo momento de la concepción del ser, y empieza a formar el cuerpo físico dirigido por el amor de Cristo.

Éste no es un Ser recién evolucionado, ni tenemos uno diferente en cada vida, en el momento en que el Padre nos ofrece la individualización y aceptamos la experiencia humana, con el primer cuerpo físico que tenemos recibimos al Elemental que va a acompañamos a través de todas nuestras encarnaciones, hasta el día de la Ascensión. Esta Energía Elemental altamente evolucionada se nos ha ofrecido volunta riamente, para trabajar en la restauración y mantenimiento continuo del vehículo físico.

Ámalo… Háblale. Dale las gracias por su servicio desinteresado a través de tantos miles de años, pues los Elementales cumplen su abor y lo único que esperan es la gratitud y el Amor de aquél en quien efectúan su misión.

Cuando un ser está en completa armonía con el Elemental de su cuerpo, es una señal de evolución y el Elemental mantiene la perfecta salud de este ser, debido a que el cuerpo etérico, que es donde se encuentran las grabaciones imperfectas, está siendo depurado y ya no irradia ninguna negatividad que se reflejen en el cuerpo físico.


 PD: No crean todo lo que leen, busquen en sus corazones el indicio y la vibración que les confirme la verdad y el sentido de las afirmaciones que aquí y en otros lados se realizan! Recuerden que dentro de uds. está toda la sabiduría necesaria!

About Pedro

En la busqueda de mi mismo...
This entry was posted in Espiritualidad, Gaia, Metafisica and tagged , , . Bookmark the permalink.

One Response to Metafísica – Devas y Elementales

  1. maria alejandra says:

    Todo volvió a mí cuando hallé esta página amén